16 ene. 2006

chamuyaMe



Que el discurso de un chico que pretende seducirte se reduzca a un "Dale...yo pensé que tenías buena onda...", da cuenta de que, definitivamente, algo no anda bien.

Es que con éste tipo de vivencias me convenzo de que en el fondo pretendo, adoro y necesito que me enreden con palabras bonitas y picardía criolla. Quiero escuchar lo linda o inteligente o divertida o (buena cocinera!!!!) que soy, maravillarme con mails de palabras justas, que me abran la puerta del auto, y que, cuando yo desde adentro retribuya el gesto, me pregunten si también ví la película ésa (en realidad no sé ni como se llama, pero parece que el detalle -viniendo de una mujer- es significativo). Hace mucho que no puedo burlarme de los discursos prefabricados o del ofrecimiento de masajes porque "parecés muy contracturada" que disfrazan -apenas- la intención de ponerte mano encima. Algo cambió, y no me gusta para nada.

Pardójicamente, la culpa de todo sea probablemente mía: en mi adolescencia mi madre y las revistas femeninas me enseñaron que ser histérica no está bien, y en mi afán por no caer en tan reprochable comportamiento, fuí eliminando sistemátciamente todas las proezas que debe sortear un galán para lograr captar mi atención. Me volví fácil, bah. V
incularme con el sexo opuesto se volvió más práctico y mecánico, no hay vueltas ni malentendidos; pero tampoco poesía, ilusión o sentimientos intensos.

La posmodernidad hizo estragos. Si lo de la máquina del tiempo no resulta y se trunca mi idea de viajar al, ponele, renacimiento, no me daré por vencida y seguiré intentándolo por otras vías. Chat, por ejemplo.

Es que el chamuyo no es sólo plabrerío barato: levanta nuestra autoestima haciéndonos sentir únicas, vuelve a los hombres más ingeniosos y aporta ventajosos puntos al que no fué tan agraciado por la naturaleza. El chamuyo es parte del folklore popular, y como tal, no debemos permitir que se extinga.

3 comentarios:

Enrico dijo...

entonces yo le dije: barrilete cósmico de que planeta viniste?! y ella dijo que eso, si bien era grasa, era lo más lindo que le habían dicho. Y a las varias salidas le hice la "prueba del seguro" y no la pasó porque, seguramente, no había visto la película. Pero la perdoné porque tenía buenas tetas. Después resultó una turra pero tu post me recordó la anécdota. "si no pasó la prueba del seguro dejala, Chazz Palmintienri es sabio" me dijo un amigo que sabe mucho de todo.

Betty Carol dijo...

Yo la pasé sin ver la película!!! Y sin saber acerca de su existencia. Pero no en la primer salida, porque soy un tanto paisa y yo creía que si la alarma estaba puesta la puerta no se puede abrir desde adentro y bla.


barrielete cosmico es un poquín grasa, si, pero agregale algunas l (eles) y te queda medio spinettoso.

Enrico dijo...

seh... yo lo tiré mas Victor Hugo relatando el gol de Maradona... pero conl más l (eles) todol suelnal espinettolsol

(felicitaciones por pasar la prueba sin ver la peli)